Contrataciones

ASMAHAN MEDINET ofrece su baile a todas aquellas personas que desean dar un toque de distinción a sus eventos sociales, ofreciendo distintas modalidades de show, según el evento. Los espectáculos pueden ser de una bailarina profesional solista (ASMAHAN MEDINET), danza en grupo o combinación de ambas. Más de diez años de experiencia nos avalan. El espectáculo dura entre 10-30 min, pudiendo adaptarse a las necesidades de cada evento.

(Aniversarios, Bodas, Cumpleaños, Fiestas Temáticas, Mercados Medievales, Fiestas Alternativas, Inauguración de Locales, Restaurantes, Reuniones Empresariales, Cenas, Jornadas Culturales, Clases Especiales para Danza Oriental y/o Danza Bollywood para Despedidas de Soltera)

Para contrataciones llamen al:

Tlfno:630136918 (lunes a viernes) o escriban a: info@asmahanmedinet.es

En todos los casos, las contrataciones se harán según disponibilidad de horario y mediante entrevista previa.

26 dic. 2007

La Peregrinación a la Meca

Tras cuatro días de peregrinaje y mientras otra mayoría celebra las Navidades. Miles de fieles retomaron el camino de regreso que a diferencia de otros años, ha tenido una mayor vigilancia para evitar accidentes. Pero, ¿qué es la Peregrinación?.

El quinto y último Pilar de la religión musulmana es la obligación de peregrinar, al menos una vez en la vida, a la ciudad santa de La Meca: el hadj. Sin embargo, esta obligación tiene algunas restricciones, como son las de que el peregrino debe ser adulto, sano y poder permitirse económicamente realizar el viaje sin contraer deudas para él y su familia.

El objetivo de la peregrinación es alcanzar la mezquita de La Meca, en la que se encuentra la Kaaba, considerada el primer templo dedicado a Dios, del que, según la tradición, Abraham e Ismael habrían puesto los cimientos. La Kaaba, una estructura cúbica de piedra gris, guardó en su interior diversos idólos preislámicos hasta que fueron destruidos por Muhammad. En la actualidad, la cubre una gran tela negra que tiene bordados en oro la sahada y algunas aleyas del Corán. Esta funda es anualmente troceada y sus fragmentos vendidos a los peregrinos. La Kaaba tiene en su ángulo oriental la conocida como Piedra Negra, una roca basáltica objeto de veneración. La Meca y su entorno son considerados un lugar sagrado, cuyo acceso se prohíbe a los no creyentes.

El peregrino (muhrim) debe realizar una ablución completa, ponerse como vestido dos piezas de tela blanca sin costuras y calzar sandalias. Hombres y mujeres deben llevar la cara descubierta: los primeros, afeitados; las segundas, con el pelo tapado. Las prescripciones se completan con todo un catálogo de prohibiciones: utilizar cosméticos; derramar sangre -lo que impide la lucha y la caza-; mantener relaciones sexuales, cortarse las uñas, etc. El peregrinaje se produce durante el último mes del año islámico (dhu al-Hijja). La entrada en el recinto debe hacerse con el pie derecho y mirando a la Kaaba, al tiempo que el peregrino debe decir: "Heme aquí, Dios mío, heme aquí".

Las mujeres deben ir acompañadas por su esposo o un familiar varón (mahram) con el que no pueda casarse. La primera parte del rito es llamada umrah, consistiendo en dar siete vueltas a la Kaaba en el sentido contrario al de las agujas del reloj, besando o tocando al final de cada una de ellas la Piedra Negra. En total, son cerca de 1.400 metros, en cuyo recorrido los celebrantes simbolizan a los ángeles que giran en torno al trono divino. Después ha de realizarse el recorrido (say) entre las colinas de al-Safa y al-Marwah, con cuatro viajes de ida y tres de vuelta. El significado simbólico de este acto es la representación de las oscilaciones de la balanza durante el Juicio Final. Esta umrah tiene un origen preislámico, realizándose tradicionalmente durante el mes de Ragab. Sin embargo, desde el siglo XIII se puede hacer durante todo el año, excepto cuando tiene lugar el hadj.

La segunda parte de la peregrinación es la peregrinación propiamente dicha o hadj, que también comprende diversos actos. El séptimo día del mes del mismo nombre se realiza una oración colectiva en la Kaaba. Al día siguiente los peregrinos se trasladan al valle de Mina, donde realizan la oración del mediodía, para, un día después, tras la oración del alba, encaminarse hacia el valle de Arafa. Allí, en la colina de la Misericordia, los fieles escuchan de pie una locución en varias lenguas, recitando el Corán hasta el anochecer. El siguiente paso es dirigirse a Muzdalifah para hacer noche, donde se escucha de pie una nueva alocución antes de marchar hacia Mina para permanecer durante los dos días siguientes. El día 10, en Mina, cada peregrino sacrifica -actualmente lo hace un profesional- un animal, que bien puede ser un camello, un buey, una cabra o una oveja. Este acto ocurre en todo el orbe musulmán, siendo la mayor fiesta islámica.

En los dos días siguientes, también en Mina, siete piedras pequeñas previamente recogidas en Muzdalifah son lanzadas por tres veces contra unas estelas que representan al diablo. El día 12 la peregrinación ha acabado, afeitándose los hombres el pelo y cortándose las mujeres un mechón.

Usualmente la peregrinación puede continuar viajando hasta Medina para visitar la tumba de Muhammad, y hasta Jerusalén. Al finalizar, el peregrino o peregrina recibe el título honorífico de hagg o haggah, respectivamente.

Fuente: Web de ArteHistoria

2 comentarios:

NinfA_OccidentAl dijo...

Me encanta el gran contenido informativo y cultural de tu blog!! este post me ha aclarado algunas de mis dudas respecto a esta peregrinación, gracias por compartirla!!

Asmahan Medinet dijo...

Soy muy curiosa, lo reconozco y gracias a eso, he descubierto el porqué de ciertas costumbres o frases. Lo importante es ir más allá y no quedarse en los estereotipos. Si con éste Blog, puedo poner mi granito de arena para que así sea, perfecto!. :-)